Compartir

Este se repetirá una vez más por la Policía Municipal de la ciudad de Madrid, los cuatro filtros de paso y conteo manual que permitirán el acceso a la Puerta de Sol los días 30 y 31 de diciembre, donde se estrenará un video mapping justo al frente de la sede de la Comunidad de Madrid.

Esto significa que la capacidad del kilómetro cero para llevar a cabo la tradicional celebración, tan solo será de unas 19 mil personas por noche, una reducción de mil en comparación con años anteriores.

Un grupo de 872 efectivos pertenecientes al Ayuntamiento de la ciudad de Madrid, conformados por agentes policiales, agentes de movilidad y personal sanitario y de limpieza los que se encargarán de trabajar en conjunto con el dispositivo especial de movilidad y seguridad disponibles para las dos noches de duración que tiene el evento.

Una gran parte de estos agentes son destinados para llevar a cabo una requisa que tiene como objetivo, evitar que las personas no accedan a Sol botellas de vidrio, petardos o algún objeto que pueda ser contundente.

Esta será la primera vez que los efectivos harán uso de guantes desarrollados para la detección de metales, lo que servirá para saber si alguna persona tiene armas de fuego o blancas.

Serán establecidos cuatro puntos de control que servirán para acceder a la Puerta de Sol junto con la instalación de unas vallas que facilitaran un control más efectivo de los asistentes en filas de uno en uno.

Dichos puntos estarán colocados en la calle Arenal travesía-Arenal y calle Mayor-travesía Arenal resguardados por la Policía Municipal y los otros dos, en la calle Alcalá-callejón Caja de Ahorros y en la Carrera de San Jerónimo-calle Victoria protegidos por la Policía Nacional.

Estos cuatro puntos contarán con personal voluntario de Protección Civil para llevar a cabo el conteo manual y se situarán 4 por cada fila, dicho personal se encargará también de comunicar cada 15 minutos la capacidad controlada al CISEM o Centro Integrado de Seguridad y Emergencias.

Las entradas a la Puerta del Sol se cerraran en un inicio a las 21:05 horas con el objetivo de que los efectivos policiales puedan desalojar a las personas que se encuentren en la plaza en ese momento.

A las 21:30 horas se dará apertura a los filtros. Con el fin de que las personas no obstaculicen los espacios de las calles que se tienen previstas como visa de escape, se instalaran a varios efectivos pertenecientes a la Policía Nacional y Municipal en el lugar.

El video mapping se proyectará encima de la fachada entre las 23:40 y 23:55, justo antes de que suene las campanadas.