Compartir

Según una investigación realizada por la Fundación Línea Directa en colaboración con Javier Páez, director del Instituto Universitario de investigación del Automóvil de la Universidad Politécnica de Madrid, el uso del teléfono móvil en los conductores o los peatones mientras caminan, es el principal causante de los atropellos en Madrid.

El aumento de accidentes por esta causa, se agrava cada vez más en la capital. Desde enero a mayo del presente año, la cantidad de muertes por casos de atropello se elevó a diez, lo que representa un 17% más en comparación con el mismo periodo en 2016, que registró un total de cuatro casos.

En todo el año 2017, el sondeo arrojó un total de 1.532 atropellos, de los cuales, 292 casos fueron de gravedad. Las victimas que más sufrieron de este tipo de accidentes fueron las personas menores de 40 años de edad.

Fuentes de la Fundación Línea Directa, señalan que las causas probables de estos accidentes principalmente en los peatones menores de 40 años, se debe al uso de la tecnología; como el móvil y los auriculares mientras cruzan la vía, lo que impide que reaccionen o estén alerta de lo que sucede a su alrededor.

La causa principal de atropellos en Madrid se debe al uso del móvil

Así mismo, la Fundación coincide con lo afirmado por el director de la autoescuela Mutua Balmaseda, Felipe Cogolludo, el cual considera, que la responsabilidad de los accidentes proviene de ambas partes, donde estaría involucrada la imprudencia y la distracción, tanto del conductor como del peatón.

En cambio, la tendencia en los peatones mayores de 65 años, es la de ser más prudentes a la hora de desplazarse. Tratan de evitar zonas y calles desconocidas, así como el uso del móvil mientras caminan. No obstante, a pesar de representar solo un 14% de la estadística, las consecuencias de un atropello en las personas de avanzada edad, es mucho más grave y presenta mayor mortalidad.

Desde hace dos años, los resultados han reflejado que los atropellos se producen después del medio día y entre las 20:00 y 21:00 horas. Durante la noche se originan menos accidentes, porque los transeúntes se mueven con mayor precaución, sin embargo, cuándo estos atropellos suceden, la posibilidad de muerte es más elevada.

Los días en que se registran una cantidad mayor de atropellos son los fines de semana, especialmente los viernes después de las 20:00 horas, en zonas como Atocha, Castellana, Cibeles y Bernabéu, y el mes más crítico para que ocurran, es en diciembre.

Por otro lado, los ciclistas generalmente son victimas y también causantes de muchos atropellos, especialmente las bicicletas que incumplen con los requisitos elementales para circular, como luces y timbre entre otros.