Compartir

El Presidente de Gobierno Pedro Sánchez, justifico la aprobación del Real Decreto Ley que obliga a los bancos a pagar el impuesto de Actos Jurídicos Documentados, al tiempo que manifestó que los sacrificios  constantemente recaen sobre los más débiles y que esa situación estimula las posturas extremistas.

En el Foro Iberoamericano que se desarrolla en las instalaciones del hotel Intercontinental y en presencia de miembros de la banca, Sánchez señaló que las decisiones de los tribunales deben acatarse, independientemente de “que gusten o no gusten”, pero en un Estado de Derecho como es el español, el Ejecutivo y Legislativo tienen la potestad de reformar leyes, de acuerdo al interés común de la ciudadanía.

El mandatario expreso que su Gobierno es partidario de “la redistribución de la riqueza”, por lo que lo sucedido con relación al impuesto, de considerarse una “lección”. El Presidente mostró su postura a favor que no siempre deben pagar los mismos.

En el Foro además de los directivos de la banca, se encontraban presentes también dirigentes políticos de otros países, como el caso del ex-presidente colombiano Juan Manuel Santos, así como representantes de importantes compañías de España, a las que el Presidente agradeció por haber apostado al desarrollo de Latinoamérica.

 Democracia también es que no paguen los de siempre

En ese contexto, el Líder español justifico la posición del Gobierno de reformar la Ley y así dejar sin efecto la sentencia del Tribunal Supremo.

En su opinión, se debe vincular la prosperidad con la democracia, mientras más equilibrado sea el reparto de la riqueza, más democracia. En ese orden de ideas Sánchez expreso que el mayor desafío de Europa está relacionado con la inclusión social.

Sin referirse a alguna agrupación en particular, el Presidente subrayó que causa indignación el hecho que constantemente el sacrificio recaiga sobre los de siempre, que ese hecho ocasiona el ascenso de sectores autoritarios. Y recalcó “Si la prosperidad no es como una suerte de lluvia fina, persistente y capaz de llegar a todas las capas de la sociedad, surgen en consecuencia el desencanto, la frustración”

Es tiempo de inclusión social, ya que esta representa el anhelo y la confianza, por el contrario la exclusión debilita la sociedad, porque esta se refleja en instituciones débiles, en grupos excluidos como las mujeres y los jóvenes de menos recursos.

Acerca de Cataluña

En otro orden de ideas, el Jefe de Gobierno de manera indirecta hizo mención del caso de Cataluña. En el sentido que de manera reiterada ha dicho que “democracia no solo es el voto”, existen instituciones y leyes, en clara alusión a las pretensiones separatistas, que según sus palabras, se aferra en solo identificar la democracia con el voto.