Compartir

De acuerdo a denuncias por parte del ejecutivo de la Comunidad de Madrid, actualmente se encuentran paralizados los trabajos de ampliación y construcción de las infraestructuras de los nuevos institutos educativos ubicados en seis localidades de Madrid, cuyas obras fueron presupuestadas en el proyecto de inversiones del ejecutivo regional.

Los ejecutivos autónomos son los encargados de la ejecución de las obras, sin embargo, es el Ayuntamiento, el organismo encargado de conceder los terrenos para su construcción.

En este caso y según la comunidad de Madrid, se han presentado diversos inconvenientes en los suelos ofrecidos, ya que en su mayoría tienen un tamaño muy limitado o presentan condiciones que no los hacen aptos para edificar, lo cual ha provocado una interrupción en la ejecución de dichas obras.

Las obras en referencia consisten en la construcción de cinco centros educativos en las localidades de Rejas, Montecarlo, San Fermín y Aravaca, así como, la ampliación de otro centro situado en Usera.

Se culpa a Carmena por el retraso presentado en las obras de los centros educativos

La Consejería de Educación sostiene que el Ayuntamiento ofreció un terreno para la construcción del Instituto de Montecarmelo, pero éste presenta un importante metraje de desniveles que dificultan su construcción. De igual forma en Arganzuela, el suelo entregado está muy distanciado de las nuevas zonas de crecimiento y expansión urbana.

Con relación a los suelos asignados a las comunidades de Aravaca y San Fermín, existen dentro de dichas parcelas áreas de usos exclusivos que necesitan la tramitación previa de un plan especial de reordenación urbanística.

En cuanto a la institución en Rejas, se ha adelantado todos los trámites para que el Área de Desarrollo Urbano Sostenible, le releve la construcción de la totalidad del terreno de estacionamiento y así se pueda desarrollar completamente la edificación de la obra.

En este mismo orden y con respecto a la ampliación del centro educativo Juan Ramón Jiménez ubicado en Usera, se está a la espera de que el Consistorio asigne el terreno adecuado.

Según la Consejería de Educación, el presupuesto asignado para el año 2018 asciende a la cifra de 82 millones de euros, para ser destinadas a obras de construcción, equipamiento y ampliación del sector educativo, que hasta la presente fecha suman un total de 53 obras en proceso.

Por otra parte, el Área de Desarrollo Urbano Sostenible del Ayuntamiento de Madrid, defiende su posición afirmando que se han proporcionado a la Comunidad de Madrid, todos los medios y recursos necesarios para facilitar la construcción de los nuevos centros educativos, a su vez concluyen que todos los inconvenientes aludidos por ellos, son una excusa para evadir sus obligaciones y el compromiso de construir los colegios e institutos correspondientes.