Compartir

Una de las promesas que había hecho no solamente el Consistorio de la Comunidad de Madrid, sino también los distintos consistorios de las principales ciudades españolas, era aumentar la partida presupuestaria que estaba destinada a dotar de recursos a la administración pública para evitar en la medida de lo posible la violencia de género. Pues bien, un nuevo caso ha caído sobre la capital de España. Y es que un hombre, en el día de ayer, asesinó a su mujer, en el barrio de Chamberí, para después suicidarse. Un suicidio que vino precedido de una siniestra nota en la que decía a sus hijos que no podía más con la situación actual que estaba viviendo.

Su mujer padecía alzherimer

Las pesquisas policiales, han determinado que la mujer de este hombre, de 79 años, padecía de Alzheimer. Esto ha hecho suponer al equipo de investigadores, que era está la situación que este hombre no podía soportar por más tiempo. Incluso, en la nota de suicidio, se ve no solamente cierto arrepentimiento sino también la certeza de que sabe lo que está haciendo en todo momento ya que le dice a sus hijos que acaba de hacer, y citamos en literalmente, algo muy malo. Posteriormente, se ha ahorcado y ha perdido la vida.

El cuerpo de la mujer fue hallado por sus propios hijos a las 7:05 cerca de su propia cama asfixiada. Una vez encontraron el cuerpo de su madre llamaron al servicio de emergencias, en cual, envío al domicilio de la pareja una UVI móvil. Sin embargo, y tal y como ya cabía esperar, no pudieron hacer nada por su vida según uno de los portavoces del 112 ya que llevaba ya algún tiempo muerta.

Un nuevo caso de violencia de género que a pesar de que venga precedido de una cierta explicación relativamente coherente, no hace otra cosa que engrosar la lista de los hombres que no solamente maltratan a sus mujeres sino que además terminan por quitarles la vida.