Compartir

Recientemente, las fuertes lluvias que han presenciado los habitantes de la comunidad de Madrid, no solo dejan comentarios sobre lo fuertes que han sido, sino más bien alertas por parte del cuerpo de protección civil.

Las personas que más se han visto afectadas son los usuarios que a diario cogen el metro de Madrid, ya que gracias a las lluvias, el servicio se ha paralizado por completo al encontrarse estos, con paredes de agua de dos metros de altura que ni siquiera les han dejado acceder a las escaleras.

Las lluvias y los sistemas de metro nunca se van a llevar bien

el metro de madrid inundado

Muchos usuarios reportaban desde pequeños goteos en las paredes, hasta mares de agua que circulaban por todos los carriles de los vagones del metro. Muchos a su vez consideraban tomar el servicio y evaluar las condiciones del trayecto a lo largo de su estancia en el metro, pero se percataban que había estaciones donde simplemente, no se podía pasar.

Los informes y trabajos realizados por las autoridades dicen que:

La caída de agua ha repercutido en la red de Metro de tal manera, que ha interrumpido la circulación entre las estaciones de Argüelles y Alto de Extremadura (línea 6) durante un lapso corto de tiempo, alrededor de unos 15 minutos.

A las 18.45, había agua en las estaciones y en la vía donde se era imposible el acceso.

Tanto para los bomberos como otra autoridad de protección, las labores de rescate que se debían llevar a cabo por concepto de llamadas del 112 eran descomunales. Afirman en los reportes los jefes de operación que, en menos de 30 minutos, se concretaron 50 trabajos de logística para el rescate de ciudadanos.

El fuerte golpe de las lluvias tuvo lugar desde el jueves

En específico, la línea 7 del Metro tuvo muchos problemas para prestar el servicio debido a las abundantes lluvias, que el día anterior ya provocaron el cierre de la estación de Valdezarza, que quedó totalmente inundada. La prestación ha quedado interrumpida durante más de 15 minutos entre las estaciones de Pueblo Nuevo y Cartagena en ambos sentidos, debido al agua acumulada, porque increíblemente, desde la entrada por las escaleras principales, se podían ver las lagunas de agua.

Finalmente, lo que se espera para todo este inconveniente, no es que los usuarios dejen de usar el sistema de metro por un tiempo, sino más bien la cuantiosa suma de dinero que le va a costar al sistema de metro reparar todos los daños a los vagones, sistemas de drenaje, maquinas, circuitos eléctricos y demás secciones de las estaciones.