Compartir

En el ámbito del marketing digital, con muchos los conceptos a los que tenemos que obedecer con el objetivo de entender la naturaleza que rige este ámbito. Una de las vertientes del marketing que ha experimentado un mayor crecimiento en los últimos meses ha sido el marketing de afiliados, especialmente como consecuencia del gran crecimiento que el negocio online está adquiriendo a nivel internacional.

Con el objetivo de poder analizar cuál es el modo de funcionamiento de esta disciplina, al mismo tiempo que entendemos algunos de los conceptos más importantes de este tipo de ámbitos, hoy vamos a analizar el CPA o, lo que es lo mismo, el Coste por Adquisición. Una modalidad de pago que ha ido ganando enteros en los últimos meses. 

CPA: ¿Qué es y cuál es su definición?

Seguro que en más de una ocasión te has encontrado con la opción de organizar CPA campaigns. No obstante, el desconocimiento en torno a este término es el principal factor por el que no siempre conocer a la perfección las diferentes estrategias que se pueden seguir con el objetivo de poder alcanzar los mejores resultados para nuestra empresa.

El CPA es una modalidad de pago que se utiliza en el ámbito de la publicidad online y en la que únicamente se paga si el usuario realiza la compra a través del anuncio, convirtiéndose en una opción muy atractiva para todos los agentes que participan en este sector. En este ámbito, la empresa anunciante únicamente paga por el anuncio si éste es efectivo. De lo contrario, no tiene que asumir ningún coste. 

Existen otras modalidades de pago que son similares a esta. Sin embargo, es imposible no confundirla. El Coste por Acción, por ejemplo, es otra de ellas. No obstante, en este caso, no se paga por venta, sino por una acción determinada. Que puede ser, por ejemplo, conseguir la suscripción a un newsletter, entre otras.

En la venta a corto plazo, una de las claves del éxito

Pese a que el CPA puede parecer una estrategia capaz de ofrecer grandes resultados, es importante implementarla dentro de una estrategia acorde a su naturaleza para que tenga una importante repercusión. El CPA ofrece una gran rentabilidad para todas aquellas ventas que se realizan al momento. Es decir, es un indicador que únicamente contempla las ventas que se realizan en un breve lapso de tiempo.

Todas las acciones publicitarias que realicemos con una modalidad de pago CPA deben versar en torno a aquellas estrategias en las que deseamos obtener un retorno de las ventas a corto plazo. Y es que el CPA únicamente es recomendable utilizarlo en las ventas que se realizan a corto plazo. 

Además, también es importante que las estrategias siempre estén relacionadas con la venta. Cuando se planifican otros objetivos, como es el de la fidelización de los clientes, por ejemplo, existen otras técnicas de marketing que pueden ofrecer un mejor resultado. Una buena planificación de nuestra estrategia será clave para asegurar el éxito de nuestras estrategias.

El CPA nos permite maximizar la eficiencia de todas y cada una de nuestras estrategias, al mismo tiempo que permite analizar los resultados y los comportamientos de nuestra audiencia. Además, para obtener la máxima rentabilidad, es necesario la planificación previa y exacta con el objetivo de poder obtener el máximo beneficio de cada euro invertido. 

¿Cuál es el valor del CPA y cómo se llega a un punto de equilibrio?

En el momento de realizar y planificar la campaña, es cuando tenemos que acordar los términos relacionados en materia económica. EL CPA es una métrica que debe pactarse entre todas las partes que forman parte de la transacción en el momento de llevar a cabo la negociación.

En la mayoría de los casos, para definir este coste, se tienen que tener en cuenta los objetivos que se desean alcanzar con la campaña. No obstante, también es importante que seamos realistas a la hora de planificar estos objetivos, ser demasiado optimistas puede traducirse en un coste del CPA por encima del umbral de la rentabilidad.

Al mismo tiempo, también es importante saber que existe la opción de pactar un precio variable. Dependiendo del valor de la cesta, se define un precio de pago al anunciante.

¿Cuál es el uso principal?

El uso principal del CPA actualmente son las campañas de afiliación. Es decir, la vertiente del marketing que se encarga de anunciar productos en diferentes páginas web que tienen la intención de satisfacer la necesidad de búsqueda del usuario y obtener una conversión inmediata.

El marketing de afiliación se ha consolidado como una de las fórmulas más rentables de los últimos años, gracias a los buenos resultados que ofrece para los anunciantes y al crecimiento experimentado por el ámbito online. Cada vez son más los anunciantes y los afiliados que explotan esta modalidad.