Compartir

En el éxito empresarial es determinante, entre otras virtudes e intuiciones, el saber cuándo y cómo es recomendable delegar en una agencia externa de confianza

Nos encontramos ante uno de esos casos. Confiar este aspecto irrenunciable a empresas de mantenimiento informático especializadas permite aliviar una gran carga de trabajo de la propia empresa, además de conllevar un ahorro económico notable, obteniendo a cambio unos resultados más óptimos a los que por regla general se logran manteniendo estas actividades a cargo de la propia compañía.

El hecho de que resulte tan cómodo y económico tiene que ver con las nuevas maneras en que funciona esta clase de relación profesional, permitiendo a las empresas beneficiarse de diversas ventajas en todos los aspectos de su gestión informática, ventajas tan provechosas como el acceso a los inigualables firewalls Fortinet FortiGate en pago por uso o la posibilidad de trasladar sus entornos digitales a escritorios virtuales que les permitan no depender del mantenimiento de servidores internos.

Claro está que para beneficiarse de todo esto hay que saber elegir entre todas las empresas de informática que hay en el mercado, y contratar únicamente con los mejores especialistas del sector. Hecho esto, nos encontraremos con aún más ventajas, que van a ser mencionadas a lo largo de las siguientes líneas.

¿Por qué tiene tanta importancia contar con un buen departamento informático externo?

Hay muchas razones por las cuales esto es así, pero vamos a intentar hacer un buen resumen de las más relevantes. Muchas de ellas se pueden deducir si comparamos entre contar con un profesional interno cuya tarea diaria sea la de afrontar los problemas informáticos que surjan, con la alternativa de confiar en equipos de profesionales externos para que se ocupen de este mantenimiento. Pero, ¿qué hace tan recomendables a estos equipos de especialistas?

Dado que su actividad no depende de una sola empresa, sino que se enfrentan a muchas situaciones distintas en entornos informáticos diferentes, con sus propias particularidades y exigencias, no tardan en convertirse en una suerte de “todoterrenos” del mantenimiento informático, lo que les permite estar más preparados ante un mayor número de incidencias.

Además, estas empresas de mantenimiento informático mantienen una comunicación directa continua con los fabricantes tanto de hardware como de software, por lo que conocen de primera mano todas las vulnerabilidades que se descubren, siendo suficiente para ello que surjan siquiera una sola vez, sin que importe qué empresa padezca el problema.

Por último, dada la naturaleza de sus funciones, los especialistas al servicio de esta clase de empresas se hallan en un constante estado de formación, mejora y cualificación, lo que les permite enfrentar cualquier inconveniente con las mayores garantías posibles.

¿Qué distingue a los mejores del sector?

Es normal que te lo preguntes. Si cualquier empresa de mantenimiento informático decente puede brindarnos un servicio tan valioso, ¿qué puede hacer que incluso entre ellas destaquen las más excelsas? Bien, pues ahora vamos a responder a esa pregunta. Para ello, tomamos como referencia a uno de los mayores referentes del sector, Grupo Linka, y los beneficios añadidos que garantiza contratar sus servicios como departamento informático externo.

Aunque es muy fácil contactar con ellos directamente para aclarar cualquier duda o solicitar un presupuesto express, ni siquiera es necesario para conocer muchas de las ventajas que ofrecen. Destaca la tranquilidad que provee la prueba de un mes que ofrecen a sus clientes potenciales, muestra de la confianza que tienen en la calidad y honestidad de su trabajo. De ello derivan también el hecho de que no exijan permanencia y sus tarifas planas sean totalmente transparentes.

Además, incluso aunque no haya problemas, sus técnicos realizan visitas preventivas cada mes para aquellas empresas que no hayan optado por beneficiarse de sus escritorios virtuales. Y si incluso a pesar de estas precauciones surgen incidencias imprevistas, ofrecen asistencia tanto telefónica como presencial, con la confianza que transmite contar siempre con los mismos técnicos, personándose a la mayor brevedad posible cuando sea necesario y dedicando todas las horas que hagan falta a la resolución del problema.

Brindan también otros servicios accesorios en función de las necesidades de la empresa contratante, aparte de adaptar la organización horaria a lo que más conveniente le resulte a sus clientes.