Compartir

En España, la ostra se ha popularizado en la última década, gracias a su invasión desde Francia; ya no son tan exclusivas de las marisquerías y pueden degustarse tanto en restaurantes como en mercados, como en el bicentario mercado de la Boqueria

Y Barcelona, aunque no es París en la amplia proliferación de bares de ostras, su popularidad también es creciente. No son económicas, ni en la ciudad catalana ni en Madrid, pero su lujuriosa fama la hacen ser el marisco más apreciado y solicitado.

En el mundo se cultivan anualmente alrededor de 5 millones de toneladas de ostras, según datos de la FAO. De ellos, el cuarenta y cinco por ciento se consume en diciembre, lo que las hace un producto de gran estacionalidad y muy presente en las mesas navideñas, según se reporta en el Observatorio Europeo de Acuicultura (Eumofa).

Volviendo a los datos de la FAO, China concentra el ochenta por ciento de la producción mundial, mientras que el liderazgo europeo está en Francia. Y ya que mencionamos a Francia y antes también a Barcelona, ¿qué pueden tener en común estos dos sitios con la ostra?

Huîtres Amélie

Huîtres Amélie es una singular marca francesa de ostras, cultivadas en el lugar donde nacen las mejores del mundo, de la mano de un visionario y creador: Juan Carlos Piñeiro Gómez, Directivo Catalán, que ha sabido mejorar los procesos de cría, superando las altas calidades del resto de marcas Francesas. La Maison Amélie es la primera marca que ha batido todos los records de su categoría y una vez más obtiene el premio Concours Général Agricole en su edición de 2019, por  la mejor ostra de la región Poitou-Charentes, alcanzado de la Medalla de Oro, lo que sitúa a Huîtres Amélie como una marca de calidad única.

En esta joven y muy pujante empresa se producen y comercializan ostras “Fine de Claire” y “Spéciale de Claire“, naturales de la cuenca Marennes-Oléron, en la región de Charente-Maritime (Francia).

No es la primera distinción para esta productora que nació en 2013.  desde el inicio, ya en su primer año de existencia lo celebraron con la medalla de oro en París; pero tres años más tarde llegaría el reconocimiento que les afianzó al conseguir el Golden Fork 2016, el más alto de los Great Taste Awards. un concurso que reúne a 10.000 productores.

Del lujo a una experiencia memorable y accesible.

Juan Carlos Piñeiro es un catalán que dedicó gran parte de su vida a marcas de multinacionales y lujo, donde destacó en el área de marketing  y administración de reconocidas marcas de alta gama.

Pero en la vida uno siempre busca algo más, y que vaya un poco con el medio ambiente y la naturaleza y para este hombre de empresa, no era una excepción.

Decidió que quería emprender en algo relacionado con la naturaleza, pero que igualmente tuviese que ver con el mundo de la gastronomía. Así que se dedicó a estudiar e investigar mercados, distribución y viajó y conoció a muchos granjeros, también a pescadores, hasta que se topó con ese lujurioso bivalvo llamado “ostra”. Un sector donde vió que hay gran oportunidad para productos de calidad. Y no se equivocó.

Una vez que encontró el sector, se hizo un par de preguntas: ¿dónde están las mejores ostras? y ¿qué área de producción tiene la más alta notoriedad? Preguntas cuyas respuestas fueron Francia y Marennes-Oléron, y fue así cuando en 2013 se asoció con un productor local de ostras y creo Huîtres Amélie (Ostras Amélie).

Objetivo ecológico

Este exitoso empresario español tiene un objetivo claro para su productora de ostras: ayudar a la naturaleza a aumentar la calidad y la estabilidad de las ostras. En sus estudios, Piñeiro tiene claro el potencial de la zona de Marennes-Oléron. Allí se mezclan las aguas del mar, la del río y la lluvia.

Por eso, han invertido en investigación y desarrollo de la zona, para cambiar la forma de producción, establecer la calidad y la morfología de la cáscara y así asegurarse de que las ostras estén llenas, seleccionar solo esas y desarrollar la red que garantice la regulación de la temperatura.

En Huîtres Amélie son tan estrictos con la calidad que el mismo primer año de operaciones sólo el 3% de la producción era elegible para recibir la marca.

Educar el mercado

Juan Carlos Piñeiro asegura que educar el paladar del consumidor de ostras es la principal dificultad, lleva tiempo. Por esto, desde su empresa, no solo se han preocupado por la producción de calidad sino que han creado espacios para la degustación de sus productos, como el restaurante Amélie abierto en Place de la Madeleine, en París, o el Amélie Experience en El Corte Inglés de Plaza Cataluña en Barcelona. Son espacios donde no se van a limitar a servirte una docena de ostras como en otros lugares, sino donde vivirás una experiencia de sabor.

Proyección inmediata

No solo los premios obtenidos en tan poco tiempo demuestran la calidad de empresario de este catalán. Huîtres Amélie ya alcanza una producción de 300 toneladas de ostras y una facturación de alrededor de 2,5 millones de euros en 2018 con unos 100 empleados.

Las proyecciones para este año alcanzan los 9 millones de euros. y lo más importante es dotar a la compañía de los medios necesarios para los retos del siglo XXI, en I+D+I , sobre todo en ofrecer en todo momento y en cualquier lugar la mejor ostra del Mundo ( Amélie ) en las mejores condiciones de vivacidad y garantía de la cadena logística en el menor plazo posible , con un valora añadido que quede garantizado tanto para el cliente experto como para el nobel , que Amelie es la marca , la referencia y el patrón entre un producto estándar de un producto excelente que merece la confianza en cualquier momento y ocasión. esa es la diferencia entre un producto natural y uno natural y excelente . La marca . el compromiso del productor.

La Cadena de Valor . Directo del productor

Punto clave en el sector de la alimentación es como llega y que precio el producto al consumidor final y por cuántas manos ha pasado antes. Juan Carlos Piñeiro , lo tiene claro y de nuevo ha innovado en el sector , Amelie ha integrado verticalmente toda la distribución , por ello es directo del productor al punto de venta , sin mayoristas , distribuidores, simplemente con sus partners logístics de primer nivel mundial, Amelie ha transformado su producto en en Km 0, de proximidad , así en tan solo en poco más de 9h, desde el agua , a su mesa.

Huitres Amelie : La perfection, afirma Juan carlos Piñeiro.